Front page

Menu

La Quiaca, una zona de promesas…

En términos generales, las zonas de frontera en Latinoamérica no son zonas donde uno quiera quedarse mucho tiempo. La gente anda de paso por el lugar, siembre buscando irse rápido, intentando llegar a tomar el colectivo que lo lleva aquí o allá. La ciudad de La Quiaca, en el límite noroeste entre Argentina y Bolivia no es la excepción a esta suerte de regla. Mucha gente llega a esta ciudad y poca gente se queda demasiado tiempo. Los dos lugares donde hay gente todo el tiempo son la terminal de ómnibus y el Puente Internacional, claramente dos lugares claves para los que “andan de paso”.

02- ARG.Jujuy. La quiaca (9) (Copy) 02- ARG.Jujuy. La quiaca (7) (Copy) 02- ARG.Jujuy. La quiaca (11) (Copy)

La historia de esta ciudad se remonta a fines del siglo XVIII cuando las tierras de esta parte del mundo estaban divididas entre dos grandes poderes: el Virreynato del Alto Perú y el Virreynato del Río de la Plata.  Esta zona aparece en la historia de Latinoamérica como una zona de disputa entre dos metrópolis: Potosí y Buenos Aires. Luego de algunas batallas, Buenos Aires ganó la disputa y habilitó en el lugar una oficina telegráfica para tener con rapidez novedades de la frontera norte del país. La ciudad de La Quiaca pasó de ser un simple puesto telegráfico con un caserío alrededor a ser un poblado recién en 1883 cuando la gobernación de Jujuy armó el primer trazado urbano para la ciudad y se fundó la primer escuela. Luego, a principios del siglo XX el pueblo comenzó a crecer con la llegada del tren. En 1907 llegó el primer tren desde el puerto del Río de la Plata hasta la frontera. En ese año se decretó su fundación como ciudad.

De aquellos tiempos al día de hoy, la ciudad creció mucho, sobre todo comercialemente. La presencia del tren permitió unir este punto extremo norte con los grandes centros urbanos del país y sus centros comerciales. Lamentablemente el tren ya no llega más a esta zona. El último tren de pasajeros llegó a la quiaca en 1993. Hoy la estación de tren es prácticamente un museo a cielo abierto (incluso, la pasarela aérea que hay para cruzar de un andén a otro hoy solo resulta interesante como mirador de la ciudad).

02- ARG.Jujuy. La quiaca (14) (Copy) 02- ARG.Jujuy. La quiaca (Copy) 02- ARG.Jujuy. La quiaca (17) (Copy)

Un lugar muy pintoresco para visitar en la ciudad es el Mercado Central. Allí aflora la cultura norteña, sus sabores, sus aromas y sus colores. En el mercado se vende de todo, carne de lo que sea (olvidando cualquier tipo de cadena de frío o cuidado bromatológico), frutas, verduras, ropa, ropa, ropa y más ropa, utencillos para cocina o para la casa, comida, más ropa, más carne sin cadena de frío, más comida, sopa en bolcita, chica, bedida de todo tipo… es un lugar para recorrer  y sobre todo para mirar y comprender un poco más de la cultura norteña.

Ahora bien, más allá de lo pintoresco que puedan ser el Mercado Central o la vieja estación de tren, el lugar más visitado y fotografiado de La Quiaca es el Puente Internacional Horacio Guzmán, que conecta Argentina con Bolivia, a través de las ciudades de La Quiaca y Villazón (del lado boliviano). Desde el puente se ve el intenso intercambio comercial entre ambos lados. La gente va y viene, cargada con enormes bolsas o con grandes mochilas. Hay una pasarela lateral por donde va la gente local acarreando sus trastos y bolsones. Los viajeros pasan por el puente, sacándose fotos con los carteles que anuncian la llegada al límite de Argentina.

02- ARG.Jujuy. La quiaca (13) (Copy) 02- ARG.Jujuy. La quiaca (12) (Copy)

Me senté un rato largo a observar. Es muy intersante hacerlo en un lugar donde la gente casi ni frena un instante. Todos parecen ir apurados por llegar al otro lado (cualquiera sea). Gente que va y viene por doquier. Pensaba mientras miraba este flujo interminable en la metáfora del puente como una “zona de promesas”. Para algunos, promesas de prosperidad, promesas de buenos negocios… van cargando su producción para venderla del lado que más le conviene, cruzan para hacer negocios, para ganarse el mango, legal o ilegal, porque por aquí pasa de todo. Para otros, promesas de reencuentro con seres queridos. La frontera separa familias, separa amigos y muchos cruzan cada día de un lado a otro en busca de un reencuentro. Y para otros, los viajeros, promesas de un gran viaje: el puente marca el fin de Argentina y a partir de ahí se extienden las rutas que llevarán a esos viajeros de enormes mochilas hasta Cuzco? Cartagena? México? Alaska? Para los viajeros argentinos particularmente, el cruce de este puente tiene algo particular, es un abrirse al mundo y animarse a ir más lejos. Sin dudas, una gran promesa.

02- ARG.Jujuy. La quiaca (16) (Copy) 02- ARG.Jujuy. La quiaca (6) (Copy)02- ARG.Jujuy. La quiaca (5) (Copy)

 

Un pequeño museo: el Museo Etnográfico Musojñian

Si van a estar unas horas en La Quiaca, un bonito paseo para hacer es visitar el Museo Etnográfico Musojñian, con un pequeña colección de piezas de barro, cerámica y líticas que dan cuenta de la gran historia precolombina de estas tierras. También hay algunos resabios paleontológicos que permiten conocer un poco de la historia natural de la región.

Y si quieren comentar, sugerir alguna visita en el destino, crítica o lo que gusten, no duden en dejar su comentario. Está bueno poder hacer algo interactivo entre el blog y los lectores así todos aprendemos. A los que les ha gustado este post, los invito a sumarse con un “Me Gusta” en la página de FACEBOOK o a suscribirse al blog para que les lleguen las novedades en su correo electrónico. Gracias!

, ,

5 Responses to La Quiaca, una zona de promesas…

  1. mIguel 12/25/2014 at 18:27 #

    Excelente nota. Estuve en La Quiaca de paso y, realmente, debería haberme quedado a disfrutarla un poco.

  2. Juan Manuel 12/20/2014 at 21:23 #

    Si, definitivamente La Quiaca es una “zona de promesas”.
    Me gustó mucho eso de convertir a este lugar que suele no ser observado en un lugar promisorio.
    Verdad que quiero que empieces con tu viaje-investigación porque tendremos oportunidad de leer muy buenas crónicas!!!

    • polviajero 12/20/2014 at 23:38 #

      Gracias Juan! Ahora se vienen vacaciones del otro lado del océano… y luego se larga el gran viaje!

  3. marchu 12/20/2014 at 20:25 #

    Muy interesante y poéticos tus comentarlos sobre la Quiaca. Me encantan las fotografías!!!

Si querés, dejá tu comentario...

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes