Front page

Menu

En una escuela, en La PAZ

Con La Paz no tengo una buena relación. Siempre trata mal a mi estómago y me complica la existencia. Esta vez no fue la excepción. Llegué un fin de semana de diciembre luego de un largo viaje por la carretera sur con el casi obligado corte de ruta en el camino que todo lo demoró y las sucesivas paradas informales del autobús sumadas a las paradas obligatorias. Todo esto hizo que el viaje de ocho horas se transformara en una tortura de 11 horas interminable. Traté de proteger mi estómago lo máximo posible pero el domingo a la tarde ya estaba con un malestar inolvidable. Esta situación sin dudas condicionó mi acceso a las escuelas el lunes a la mañana porque me sentía muy mal y no podía caminar. Encima, para complicar las cosas aún más, ese lunes (por calendario escolar) había reuniones de personal en todas las unidades educativas públicas de la ciudad. Caminé por todo el barrio  que rodea la terminal de autobuses, subí a otro barrio en un cerro y fui más para el centro, pero en todas las escuelas a las que llegaba tenía la misma respuesta: no me podían recibir porque había reunión de los directivos con todo el cuerpo de profesores. Fue un día perdido y me encendió la alarma porque el año escolar estaba terminando. El día martes tenía que llegar a que me reciban en una escuela sí o sí porque el miércoles era la fiesta de fin de curso (la graduación) y nadie iba a recibirme ese día. Esta situación me ponía mucha presión y mi malestar estomacal aumentaba.

DSC_0417 DSC_0415 DSC_0414

El martes me levanté bien temprano y con mi malestar en aumento igual fui a visitar un colegio en el barrio Coro-Coro. Se nota que es una zona complicada de la ciudad, con mucha venta informal, prostíbulos y hoteles de dudosa reputación y mucha circulación de gente durante el día. A la noche, la cosa cambiaba. El barrio se vacía y las calles quedan oscuras y solitarias. Elegí visitar una escuela ubicada justo en el centro de este barrio.

La Unidad Educativa Germán Busch es una escuela con mucha historia en la ciudad, supo ser una escuela de renombre pero luego entró en decadencia junto con el barrio. De atender a los hijos de la élite de La Paz pasó a atender a los hijos de vendedores que viven en el Alto y bajan todos los días a trabajar en el centro de la ciudad. Su público había cambiado y la escuela cambió, pero en algún punto seguía aferrándose a la tradición y en las dos entrevistas que pude realizar, los profesores nombraban a la tradición “buschista” como marca de orgullo del colegio.

DSC_0428 DSC_0413 DSC_0402 DSC_0396

El ingreso al colegio es a través de un portón celosamente custodiado por su encargado. Luego hay un patio, unas galerías y aulas… el formato escolar es tan maravillosamente copiado una y otra vez alrededor del mundo que basta con conocer una escuela para conocerlas todas. Sin que nadie me dijera nada, supe donde tenía que ir para encontrar la secretaría, ya que había varios padres esperando al costado de una puerta y luego fue muy fácil encontrar la dirección. Cualquiera se daría cuenta de que era la dirección porque la puerta era distinta, y tenía cortinas, a diferencia de los demás salones que eran las aulas.

No pude entrevistar al director de esta institución porque estaba yendo y viniendo de la escuela todo el tiempo con constantes reuniones. No obstantes pude hacer dos entrevistas muy interesantes a dos profesores con bastante antigüedad en el colegio. Ambos testimonios fueron significativos para construirme alguna idea sobre la realidad educativa de esta institución.

Se trata de una escuela a la que hoy en día asisten chicos que son hijos de comenciantes del barrio o de vendedores ambulantes que vienen a trabajar al centro de la ciudad desde los barrios altos. Muchos de los padres de los chicos se dedican a la venta informal en ferias y mercados. Los jóvenes ayudan a sus familias en estos negocios. Sin dudas, el trabajo adolescente es una problemática que impacta fuerte sobre la trayectoria escolar de estos chicos. No lo hacen en tiempo libre o solo un rato, sino que por el contrario le dedican varias horas de su día. Esto, por supuesto, va en contrar del tiempo que puedan dedicarle a las tareas escolares. Algunos profesores me contaban que ya preferían no enviar tareas y aprovechar al máximo el tiempo en la escuela.

El trabajo adolescente en los sectores más vulnerables de la población se extiende cada vez más. Los jóvenes se convierten en un apoyo más para los ingresos de la familia y su precariedad material hace que el trabajo sea prioridad por encima del estudio. En muchos casos, incluso como proyecto a futuro, el trabajo gana terreno sobre el estudio. Los padres necesitan que los chicos trabajan y la posibilidad de seguir estudiando, un privilegio.

Entrevisté a uno de los profesores del área de Ciencias Sociales con más de 30 años de trabajo en la institución. El diálogo con él fue sumamente interesante, era un admirador de la educación argentina y particularmente de la obra de Sarmiento. Se lo notaba un maestro tradicional, esto era inocultable en sus respuestas. Se intentaba adaptar a los nuevos tiempos de la educación boliviana, pero le salía su mirada tradicional de la educación por los poros. Igual fue un placer esta charla. Conversamos sobre las nueva formas de evaluación en la educación secundaria boliviana, que incluyen evaluar el saber pero también el ser, el valorar y el actuar.  Los profesores todavía se están acostumbrando a este nuevo sistema y los alumnos no paran de sacar ventaja: como tienen que autoevaluarse, todos se ponen 100… y nadie queda aplazado. Con el profe charlamos sobre cómo crear conciencia  entre los alumnos para que la autoevaluación sea real y no una farsa para aprobar, pero a decir verdad, es difícil.

DSC_0397 DSC_0405 DSC_0401 DSC_0424

A diferencia de la otra entrevista que pude hacerla en una de las aulas vacías del colegio, la entrevista al profesor de matemática tuve que hacerla en la secretaría, con un entrar y salir constante de gente. Quizás por eso sus respuestas fueron más bien cortas, lo cierto es que tuve que remar mucho esta entrevista para sacarle información interesante. Igual salió bien al final.

Me fui del colegio contento, luego de sacar algunas fotos, porque había logrado hacer dos buenas entrevistas. Me quedaba el gustito amargo de no haber podido conversar con el director, pero fue imposible. Tres veces lo fui a buscar y nunca lo encontré.

Para los que quieran seguir el proyecto:

  • Para los que quieran conocer más en profundidad el proyecto pueden hacerlo a través de este link: Proyecto Abreviado
  • Pueden seguir el día a día de este viaje a través del blog con la nueva sección que armé para ir contando el avance del trabajo de campo de la investigación y las diferentes experiencias que voy viviendo en este PROYECTO ESCUELAS
  • A través de Twitter o de Facebook con el hashtag #proyectoescuelas

Si quieren comentar, sugerir algo o hacer una crítica sobre el #proyectoescuelas, no duden en dejar su comentario. Está bueno poder hacer algo interactivo entre el blog y los lectores así todos aprendemos.

A los que les ha gustado este post, los invito a sumarse con un “Me Gusta” en la página de FACEBOOK o a suscribirse al blog para que les lleguen las novedades en su correo electrónico. Gracias!

, , ,

5 Responses to En una escuela, en La PAZ

  1. Claudia Fogo 05/03/2016 at 17:28 #

    Espero ya estés bien fisicamente y adelante ! Amorabrazo a tu experiencia.

    • polviajero 05/03/2016 at 23:11 #

      Si Claudia! fueron un par de días solamente… por el tema de la altura, siempre me pega corporalmente! un abrazo y gracias por tu mensaje.

  2. María Alfaro Mosca 05/01/2016 at 18:44 #

    Encantada de recibir tu otro reporte Pablo. Fuerza y adelante!!!

    • polviajero 05/03/2016 at 23:11 #

      Gracias María! pronto empiezan los relatos sobre Perú! Saludoos!

Trackbacks/Pingbacks

  1. Guía no convencional de viajes – Leanypiensen - 08/06/2016

    […] un gran viajero que hizo de eso su tesis doctoral, ir a visitar escuelas en una muy buena forma de entender el lugar donde vamos, y si podés hablar con los pequeños, muchísimo mejor. De seguro que podemos enseñar un poco a […]

Leave a Reply to polviajero Cancel reply

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes