Front page

Menu

[De viaje por EUROPA] // Un mochilero en Venecia

[Del archivo viajero… porque primero empecé a viajar y luego a bloguear, los cuadernos de viaje se transforman ahora en nuevos post mientras este viajero espera volver a recorrer el mundo]

Me fui con cierta tristeza de Roma, con la sensación de que me quedaba mucho por ver. No estuve mucho tiempo y la verdad no se cuánto tiempo es necesario para conocer Roma completamente. Me quedó la sensación a poco pero bueno, es una buena excusa para volver. Y esperemos que sea pronto.

Tomé el tren a las 8 y media de la mañana y llegué a Venecia pasado el mediodía. Este viaje en tren fue uno de los que más disfrute en el marco de este largo viaje por Europa. Me preparé unos mates, un poco de buena música en el celular y luego, solo restaba disfrutar del paisaje. El tren avanzaba hacia el norte de Italia, por lo que por los enormes ventanales iba viendo la campiña que es bellísima y luego comenzó, lentamente, a aparecer el Mar Adriático en el horizonte. De a poco, la nieve que cubría los campos fue reemplazada por agua y parecía que el tren avanzaba a toda velocidad por el mar. En realidad, la vía por donde se desplaza el Eurostar está sobre un pequeño sendero que está completamente rodeado de agua minutos antes de llegar a Venecia.

P1190384 (Copy)P1190394 (Copy)P1190396 (Copy)

Venecia es una ciudad realmente bella y casi subrealista. El agua está presente en el 100% de las situaciones diarias (y más aún en los días que me tocó visitarla en los que además del agua del Adriático teníamos la que nos caía incansablemente desde el cielo).

La estación de tren de Venecia se llama Santa Lucía y es una de las más grandes de Italia. Ni bien uno cruza los portales del hall central hay un enorme playón y ahí nomás ya aparece el gran canal. El canal tiene un tráfico incesante de todo medio de transporte acuático que uno pueda imaginar: góndolas, vaporettos, barquitos, barcos enormes, cruceros, de todo pasa por allí. Es un shock fuerte descender del tren y encontrarse con ese mundo tan distinto pero fabuloso a la vez. Agarré la mochila, saqué el pequeño mapita que me había hecho con las indicaciones para llegar al hostel donde había reservado un lugar y me compré un pase de colectivo acuático (vaporetto, el mejor medio de transporte para recorrer Venecia).

NOTA: la imagen típica de Venecia son los turistas paseando en góndolas. Es cierto, es muy lindo pero sale caro. Un paseo en góndola supera fácilmente los 50 euros. Los mochileros andamos por Venecia en vaporetto: una especie de colectivo acuático que recorrer el gran canal y te acerca a los lugares más típicos. El viaje en vaporetto de una hora cuesta unos 6 euros pero lo mejor es comprarse el pase de 48Hs por 26 euros. La belleza de Venecia tiene un costo alto, sin dudas… pero vale la pena!

 P1190398 (Copy)P1190399 (Copy)P1190410 (Copy)

Un poco de la historia de Venecia…

La historia de Venecia es una historia de luchas. Su origen es el siglo V y sus primeros pobladores fueron campesinos expulsados por ostrogodos y lombardos que se refugiaron en tierra pantanosas en la desembocadura del Po al Mar Adriático.  Esta ubicación, que en principio podría pensarse como poco privilegiada, en realidad les permitió a sus habitantes mucha independencia y una defensa natural ante los posibles conquistadores. Ni Carlomagno pudo atravesar los pantanos. Recién en el siglo VI el Imperio Bizantino logró conquistar la ciudad y ha dejado en ella su huella. Un siglo demoraron los nobles venecianos en lograr independizarse y nombrar su primer Dux, Anefasto.  Otro importante de la historia de la cuidad se produjo en el año 829 cuando los restos del Apóstol San Marcos se transportaron a la ciudad y en su honor se construyó la impresionante Basílica actual. Venecia expandió su poder con el comercio de las sedas y especias de Constantinopla (la antigua Bizancio) y de Alejandría, transportando esclavos, madera, hierro de los Alpes y paños de tela.

P1190416 (Copy)P1190417 (Copy)P1190427 (Copy)

En el año 1200 Venecia encabeza las cruzadas y logra tomar Constantinopla y el Mediterráneo. Fue el momento de apogeo económico para la ciudad y de cambios políticos: el ducado fue reemplazado por un grupo de familias que gobernaron la República de Venecia.  En el siglo XV Venecia era el centro del comercio mundial y la mayor ciudad portuaria del mundo con más de 200.000 habitantes. Los palacios se hicieron cada vez más lujosos, decorados por artistas como Veronese y Giorgione. En los siglos que siguieron comenzó la debacle con invasiones de los turcos y pestes que acabaron con gran parte de la población de la ciudad.  Y luego fue Napoleón quien logró doblegar el poder de la ciudad y romper con trece siglos de independencia. Primero Napoleón anexó a Venecia al reinado de los Austrias y luego al nombrarse a sí mismo Rey de Italia, unificó el territorio al resto de la península. Siguieron varios años de lucha entre Francia, Italia y Austria por las tierras de Venecia y recién en 1866 se firmó el tratado por el cual Austria cedía Venecia a Francia y ésta a su vez a Italia.

 P1190428 (Copy)P1190641 (Copy)P1190649 (Copy)

Ubicarse en Venecia

Hoy en día Venecia está conformada por 117 islas, 150 canales, 400 pequeños puentes y 3 grandes puentes que cruzan el canal principal (el Gran Canal): En este contexto, cualquiera se pierde en Venecia y es realmente apasionante hacerlo.

Más allá del lugar que uno elija para hospedarse hay algunos barrios por los que pasará seguro:

  • San Marco es el barrio más pequeño y antiguo y lleva el nombre del patrón de la ciudad. Allí están las más importantes atracciones históricas de la ciudad: el Palacio Ducal y la Basílica de San Marcos.
  • San Polo, es el barrio creado alrededor del puente del Rialto. Es una de las zonas residenciales más bonitas de la ciudad ya que aquí se ubican los edificios que históricamente habitó la nobleza.
  • Castello se llama así porque aquí se ubica un castillo construido en la época de los romanos (que vale la pena visitar).
  • Santa Croce es uno de los distritos menos turísticos de Venecia y es la única parte de la ciudad donde hay autos.

Mi presupuesto mochilero no me permitía hospedarme en lugares céntricos dado que los costos de alojamiento en Venecia son realmente caros por lo cual elegí un Hostel en la Isla de Giudecca, justo frente al barrio San Marco. Con un pequeño detalle: en el medio estaba el gran Canal. Me tomé el barco colectivo en la terminal de tren y llegué en unos pocos minutos al Ostello Venezia (Hostel Venecia, de Hostelling International) en Giudecca. Dejé la mochila en la habitación y me fui a recorrer la ciudad. Debo reconocer que soy muy “acuático” por lo cual esto de andar paseando de un lado a otro en barquito me encantaba.

 P1190440 (Copy)P1190420 (Copy)

Qué hay para ver en Venecia…

Estuve dos días completos en Venecia y conocí a dos viajeras argentinas (una profe y una trabajadora social de La Matanza) y llegó al hostel Emiliano, uno de los pibes que había conocido en Roma. Por lo cual, armamos un grupo para recorrer un poco la ciudad. El hostel (Ostelo Venezia) era barato pero tenía muchos aspectos negativos: cero onda, habitaciones sin equipamiento mínimo (ni un enchufe), camas muy chicas y un desayuno pésimo. No lo recomiendo salvo que uno tenga que ahorrar plata.

P1190627 (Copy)P1190629 (Copy)P1190633 (Copy)P1190640 (Copy)

Nuestro paseo en Venecia, como el de todos, obviamente comenzó por la Plaza San Marcos, el centro histórico y político de la ciudad. Es una plaza bellísima, que tiene un encanto muy especial. Era un día gris, con nubarrones enormes y el agua del canal estaba inquieta, sin embargo, San Marcos tenía todo su esplendor. Las góndolas hamacándose al compás del agua, los gondolieris buscando turistas para pasear, gente sacando fotos a todos y a todo, y los enormes leones, símbolos de la ciudad, que vigilan todo desde lo alto.

La Plaza de San Marcos es el propio corazón de Venecia, con unos 180 metros de largo por 70 metros de ancho. Su construcción se inició en el siglo IX y el propio Napoleón la describió como uno de los lugares más bellos de Europa.

Un detalle: La plaza San Marcos es el lugar más bajo de Venecia por lo que, cuando hay “acqua alta” es el primer lugar en inundarse. Cuando esto sucede, las autoridades colocan pasarelas para el tránsito de los ciudadanos y visitantes. Cuando vi las pasarelas no entendía para qué eran dado que el agua no llegaba hasta allí, pensé que eran mesas para artesanos. A la noche, con el “agua alta” entendí todo, perfectamente.

Importante: En la Plaza de San Marcos está prohibido comer y beber, arrojar basura y dar de comer a las palomas. Es bueno evitar las altas multas en euros, imposibles de negociar si uno cometió una falta.

Uno de los edificios que rodea la Plaza San Marcos es el Palacio Ducal, residencia oficial de los duques de Venecia desde el siglo IX y luego residencia del gobierno republicano, también en alguna época fue la prisión de la ciudad y hoy alberga una de las más bellas colecciones de cuadros de Italia. El cuadro “El paraíso” de Tintoretto es uno de sus más preciados tesoros.  El Palacio Ducal (Palazzo Ducale) combina elementos arquitectónicos bizantinos, góticos y renacentistas. En la visita al palacio es posible recorrer la Scala de oro (la enorme escalera principal del edificio), las habitaciones de los duques, la armería, los calabozos, las salas de reuniones y patios. Los apartamentos del Duque son una obra de arte en sí mismos, además de estar decorados por obras de los grandes pintores italianos  (Veronés, Tiziano y Tintoretto) que muestran la historia de Venecia. Como parte de la visita al Palacio Ducal se atraviesa el Puente de los Suspiros, un puente bellísimo de estilo barroco del siglo XVII. El nombre de “suspiros” está vinculado a que este puente conduce a los condenados a los calabozos y desde allí a la muerte. Por sus ventanas veían por última vez el mundo exterior y la laguna.

P1190441 (Copy)P1190445 (Copy)P1190456 (Copy)

Otro lugar emblemático de la Plaza San Marcos es la Basílica de San Marcos y su campanario (el campanille). El “Campanille” tiene casi 99 metros de alto y es uno de los puntos más altos de la ciudad (hoy en día lo usan los turistas para sacar fotos panorámicas pero alguna vez sirvió como faro).  El campanario actual no es el original dado que a principios del 1900 se derrumbó y se reconstruyó uno con forma similar al original. En su cima hay un ángel y posee cinco campanas (Cada una tenía antiguamente una función en particular: una marcaba el inicio y fin del día laboral, otra anunciaba condenas a muerte, otra se usaba para llamar a los miembros del Consejo de la Ciudad, etc… obviamente, cada una con un sonido particular).

P1190461 (Copy)P1190465 (Copy)P1190475 (Copy)P1190479 (Copy)

La construcción de la basílica, que en principio iba a ser una prolongación del Palacio Ducal, comenzó en el año 828 para albergar el cuerpo de San Marcos traído desde Alejandría.  Es realmente un edificio enorme con más de 500 columnas y 4.000 metros cuadrados de mosaicos del siglo XIII. Todo brilla en el interior de la Basílica: el color dorado resplandece en cada rincón. Los vitraux de las naves laterales poseen enormes representaciones del Antiguo Testamento y en la cúpula del edificio, con mosaicos de múltiples colores, hay representaciones de las escenas más importantes del Nuevo Testamento. Los arcos bizantinos, los leones alados y los caballos de bronce que custodian el ingreso son los signos distintivos de este edificio religioso majestuoso. Debajo del altar, sustentado por cuatro columnas enormes mármol, reposa el cuerpo de San Marcos.

Nota: si bien la entrada a la Basílica de San Marcos es gratuita, hay algunas partes en su interior que requieren adquirir una entrada específica: el Museo, el Tesoro y la Pala de Oro (para ver los caballos de San Marcos).

P1190493 (Copy)P1190497 (Copy)P1190499 (Copy)P1190508 (Copy)

Paseando por Venecia

Luego de ver la Plaza San Marcos y los edificios emblemáticos decidimos empezar a caminar sin rumbo por la ciudad. No hay nada más lindo. Las callecitas se van cortando con los canales, hay que buscar los puentes, aparecen templos, iglesias, antiguos palacios, mercados. A medida que uno se aleja de San Marcos se aleja del mundo turístico y se encuentra con la Venecia “real”, mucho más tranquila, quedada en el tiempo, viviendo al compás del agua como desde varios siglos atrás. Paseamos por algunas capillas, una de las más bonitas que recorrimos es la de Simón Pequeño y luego nos perdimos por las calles de los palacios. Los palacios fueron las residencias de los nobles de la ciudad y hoy en día albergan hoteles y teatros. Venecia es un lugar bellísimo para fotografiar. No hay mucho más para decir: hay de todo para ver!

 P1190588 (Copy)P1190598 (Copy)P1190612 (Copy)P1190619 (Copy)

 

Si quieren seguir leyendo sobre este viaje por Europa pueden visitar las siguientes entradas:

  • Para recorrer algo de Alemania… ALEMANIA

  • Para conocer Holanda… HOLANDA

-Para seguir viajando por Bélgica…  BELGICA

  • Para seguir viajando por Francia… FRANCIA

  • Para seguir viajando por España… ESPAÑA

  • Para seguir viajando por ITALIA… ITALIA

A los que les haya gustado este post, los invito a sumarse con un “Me Gusta” en la página de FACEBOOK o a suscribirse al blog para que les lleguen las novedades en su correo electrónico. Gracias!

, , , , , , , , , ,

9 Responses to [De viaje por EUROPA] // Un mochilero en Venecia

  1. Paulina 08/11/2015 at 15:46 #

    Hola! Leo tus post y quedo muy animada. donde recomiendas hospedarse en Venecia? Algo Bueno, Bonito y Barato =) Gracias

    • polviajero 08/11/2015 at 23:46 #

      Buenas! justo frente a la Piazza San Marco, del otro lado del Canal está el Hostelo Venezzia, de Hostelling International, una alternativa barata no lejos del centro turístico…

  2. Marie 12/03/2014 at 08:42 #

    Hola Polviajero..! Excelente post, lo voy a tomar en cuenta para el viaje que estoy planenado.. Saludos!

    • polviajero 12/05/2014 at 02:22 #

      Gracias Marie, cualquier duda, avisá nomás!! abrazo

  3. Ricardo Freddo 06/08/2014 at 12:47 #

    Hola! te escribo para dejar mi página publicada encubierto, pero sh, no le digas al dueño. Ah me olvidaba que página tan coqueta te quedo tío!
    Que tengas muy buenos viajes y dime una cosilla… como has hecho tu logo? puedo cortar la imagen y usarla en mi pagina-?

    • polviajero 06/08/2014 at 13:02 #

      Buenas… jajajaja tu mail resulta un tanto gracioso eh! gracias por el saludo… che, no hace falta copiar, se puede hacer facil… lo hice con Picassa, agarrás un par de fotos que te gusten y las armas como collage! Saludoooos

  4. Sandra 06/07/2014 at 04:49 #

    Hace unos años estuve en esta mágica ciudad y caí rendida a sus pies, hasta el punto de que hoy es el día que siento la necesidad de volver a ella. Fantástico tu viaje mochilero…. Si me permites una pequeña apreciación, en los barrios/distritos de la ciudad, te falta incluir Cannaregio (donde se encuentra el gueto de la ciudad) y frente a la Giudecca están los zatteres de Dorsodouro (muelles del distrito que lleva el mismo nombre). Envidia sana la que he sentido al ver la lista de todos los lugares que has visitado…. Gracias por postearlo y compartirlo con nosotros.

    • polviajero 06/07/2014 at 23:47 #

      BUenas!! la verdad que es una ciudad hermosa!! gracias por tu aporte!!! no conocía el nombre de esos barrios, luego voy a editar la entrada para sumarlos!!! saludoooos

Trackbacks/Pingbacks

  1. Leídos de Junio | Turytecnia - 07/01/2014

    […] Polviajero.com – Un mochilero en Venecia […]

Si querés, dejá tu comentario...

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes