Front page

Menu

[en CHINA] // Caminando Guangzhuo, en el borde de China… la ciudad que me sorprendió

Guangzhuo no es una ciudad que se suela incluir en los itinerarios turísticos por China. Tiene fama de mega-ciudad, caótica, superpoblada y con mucho smog. La verdad que esta fama no la hace un destino muy atractivo. Sin embargo, para mí era el lugar desde donde podía cruzar fácilmente a Macao, y por eso fui. Sin mucha expectativa, sin muchos planes para mis días allí. Sin embargo, fue una ciudad que me sorprendió… los dos días que pasé aquí fue como viajar al futuro, una ciudad de cientos de rascacielos, puentes aéreos y miles y miles de personas. Llegué al aeropuerto con un vuelo retrasado pasado el mediodía. El aeropuerto de Guangzhuo es gigantesco… parece una ciudad y es interminable. Llegué a una de las terminales en un caluroso día soleado del Sur de China. Se nota cómo va cambiando el clima a medida que uno se va acercando al trópico…

734798_10151243269522689_803952283_n269286_10151243272352689_136619649_n

Para llegar al hostel tuve que tomarme el metro en el aeropuerto y hacer varios cambios. La verdad, no entiendo aún cómo llegue, pero debe ser que ya tengo desarrollada la intuición china a la perfección. El metro de Guangzhuo es ultramoderno, super silencioso y realmente veloz. Conecta cada punto de esta modernísima ciudad y yo, aún no entiendo como, llegué al hostel, en el barrio francés de la ciudad, luego de varias combinaciones. Tenía un mapita impreso con la dirección del hostel y cómo llegar a ella desde la estación de metro Dongshankou station de la línea 1. La verdad que el hostel no estaba lejos pero una vez más en mi viaje en China, me perdí y por suerte, una vez más en mi viaje en China, me ayudaron. No se cómo pero me ayudaron: le mostré un papelito escrito en Chino a un chico con la dirección del hostel (o eso supongo que decía) y él la llevó a otro y este otro a otro de seguridad y entre los tres resolvieron que el hostel estaba a la vuelta de la esquina. Unos grosos!

317966_10151243271092689_1804034092_n75090_10151243271557689_193629493_n601121_10151243271652689_781785609_n

The Old Canton Hostel en Guangzhuo es un lindo lugar para parar, muy frecuantado por estudiantes chinos, con una sala de estar muy linda y las habitaciones  no tanto… lo pero del lugar: los baños diminutos, muy diminutos con las duchas sobre los retretes y un raro sistema para bañarse. Pero, era barato… muy barato. Dejé las cosas en el hostel y me fui… para aprovechar al máximo el tiempo en la ciudad. El primer lugar al que fui fue el parque Yuexiu. El parque de Yuexiu es el parque más grande de Guangzhou céntrico. Cubriendo un área de 860.000 metros cuadrados, el parque se compone de tres lagos artificiales y de siete colinas de montaña de Yuexiu. El parque de Yuexiu es una combinación perfecta de reliquias culturales y del turismo ecológico, reconocido por su agua cristalina y sus colinas bonitas así como las reliquias culturales.

385225_10151243275317689_1079478626_n251834_10151243275152689_2100399761_n22013_10151243274737689_551111547_n

El centro de Guangzhuo está impregnado de futuro: enormes rascacielos, con las formas más extrañas. No te alcanzan los ojos para mirar tanto lujo. Llegué casi sin querer a un parque en el medio de los rascacielos más altos con un estanque repleto de camalotes y con música de meditación que salía de diminutos parlantes estratégicamente escondidos al lado de cada sendero. Los edificios que rodean a este parque son enormes moles de acero. Y en el frente hay una torre, primero no entendía de que se trataba pero luego me contaron que Guangzhuo fue sede de los juegos olímpicos asiáticos y esa era la torre del pebetero olímpico. Al lado, un enorme estadio y el muelle del rpio de Guangzhuo. Uno de los edificios más llamativos de la zona es la Biblioteca Nacional, un enorme edificio vidriado, gigantesco y con muchísima gente en su interior. A la noche la zona cobra otros colores. Las calles de iluminan desde arriba y desde abajo, porque en el parque y en las calles aledañas, las valdozas se iluminan al compás de la música. El futuro llegó a China, como en las películas.

603137_10151244940002689_520672831_n67019_10151244936932689_1328926925_n536884_10151244936037689_1785937708_n

En mi segundo día de estadia me dediqué a recorrer templo.  En la ciudad hay varios templos importantes para la historia de China y de la región. Uno de ellos es el templo de los 5 bananos, construido en el año 537, su nombre se deriva de la existencia de seis árboles. El templo es famoso por su pagoda que mide 57 m., tiene 17 pisos en su interior. Se puede ver el corredor de lápidas, el pabellón del Mahavira, el salón de los seis antepasados, el pabellón de la diosa de la misericordia. Otro de los templos es el templo de Guang Xiao, fundado en el año 397 d. C., aunque los edificios que se pueden ver ahora son de la época actual. Y finalmente el templo de la familia Chen.   Se construyó entre los años 1890 y 1894 durante el reinado Guang Xu de Qing. Ocupa 10.000 m2. Su decoración es lujosa, está adornado con esculturas de madera, barro, arcilla y piedra. Ahora es el museo de la Artesanía Tradicional de la Provincia de Guangdong y en su interior también hay un cementerio. El barrio de los templos es un lugar de mucho color, con miles de personas que deambulan por las calles de un templo a otro. Se acerca el año nuevo y el fervor religioso aumenta. Los falsos monjes en la puerta de los templos tratan de engañar turistas y cientos y cientos de tullidos mendigan por las veredas aledañas a estos lugares santos.

734442_10151244953417689_2145381800_n27291_10151244948607689_763627543_n549802_10151244945117689_348815789_n

Me fui a la otra punta del ciudad para ver la tumba del Emperador Nanyue. La Tumba del Emperador Nanyue es muy famosa por su arquitectura elegante, correspondiente a la dinastía Han (206 a.e.c. – 24) y la muestra de más de 2.000 años de historia de Guangzhou. Perteneciente al segundo rey de Nanyue, Zhao Mo, la tumba fue descubierta en 1983 y abierta al público en 1988. En realidad, más que una tumba se trata de un museo. Con 20 metros ocultos bajo tierra, el sepulcro está compuesto por 750 enormes piedras con coloridos murales. Una prenda de vestir de seda y jade, formada por 2.291 piezas de jade unidas por hilo de seda, es el foco del mausoleo. El vestido es el único de su tipo en el mundo.

Cuando salí del Museo del emperador de Nanyue llovía a cántaros. Quería cruzar al parque para recorrer alguno de sus senderos pero con el diluvio era imposible. Me quedé en la cafetería del Sheraton escribiendo. Starbucks fue un gran aliado en este viaje: siempre me acercó wifi gratis y café calentito… caro, pero calentito.

44757_10151244954907689_1455107211_n397519_10151244953902689_1140896620_n397440_10151244958847689_1411825071_n

A la noche en el hostel había fiesta… y yo quería descansar pero bueno. Se inauguraba en el hostel el restaurant y los dueños habían invitado a sus amigos que son realmente muchos. La música me acompañó toda la noche… pero finalmente, me dormí.

A los que les haya gustado este post, los invito a sumarse con un “Me Gusta” en la página de facebook (http://www.facebook.com/Viajandoandoporelmundo) o a suscribirse al blog para que les lleguen las novedades en su correo electrónico. Gracias!

3 Responses to [en CHINA] // Caminando Guangzhuo, en el borde de China… la ciudad que me sorprendió

  1. Vivi 06/12/2013 at 22:53 #

    Hola, cómo estás! Está muy bien tu blog. Yo vivo en China hace ya tres años. Vivo casualmente en ésta ciudad. Es Guangzhou -ou-. (vos la pusiste Guangzhuo -uo- en todas las veces). Saludos y el que viene una vez a China, como también a India, siempre quiere regresar!

  2. Silvia Boaglio 05/12/2013 at 20:48 #

    Hola, yo tambien me quede enamorada de esta cidad,los rascacielos me superaron,me impresiono todo,un lugar maravilloso de china,y ni q hablar del aeropuerto……bellisimas tus fotos………..abrazos!………..

    • polviajero 05/12/2013 at 22:53 #

      Guangzhuo me sorprendió! definitivamente… como todo china!

Si querés, dejá tu comentario...

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes