Front page

Menu

[De viaje por EUROPA] // Barcelona… el barrio gótico, Guadí y el Monjuic.

Mi primer día en Barcelona había sido intenso y fabuloso, y quedaba mucho por ver aún pero por esas cosas que uno decide cuando está sentado en el escritorio de su casa, solo tenía planificado estar dos días en esta ciudad. Y ya sabía que me faltaba tiempo, como siempre. A veces cuando se planifican viajes sentado en casa se toman decisiones que no son las mejores. Dos días no me alcanzarían para conocer Barcelona, apenas para espiarla. Pero… qué lindos dos días!

Todo el paseo por la ciudad de ayer fue bellísimo pero todavía quedaba mucho por ver y el tiempo era el enemigo. Hoy sería un día de mucha caminata, por eso lo mejor era empezarlo con un buen desayuno y luego sí, a caminar. Y uno de los lugares más bonitos para caminar por Barcelona es el Barrio Gótico.

Barcelona desde el Monjuic

Barcelona desde el Monjuic

Barcelona, ciudad gótica.

El Barrio Gótico es el núcleo más antiguo de la ciudad y su centro histórico. La estructura de este pintoresco barrio permaneció casi intacta hasta el siglo XIX, cuando se derribaron las antiguas murallas medievales  que rodeaban el centro de la ciudad y se transformaron los cementerios ubicados junto a cada vieja iglesia en plazas públicas.

Barrio Gótico

Barrio Gótico

Barrio Gótico

Barrio Gótico

Barrio Gótico

Barrio Gótico

Para recorrer el actual barrio gótico hay que ir hasta Las Ramblas, cuyo espacio estaba ocupado hace siglos por un canal que permitía un fácil acceso del agua al mar y marcaba el límite de la ciudad medieval dado que la gran muralla que rodeaba a la Barcelona del medioevo, pasaba por allí. Con el tiempo la ciudad se amplió, construyendo una nueva muralla más allá de la Rambla y así surgieron en esa área los primeros mercados y ferias.

Una de las calles más emblemáticas del barrio gótico se llama Portefrissa. Allí se ubicaba la pierta de entrada a la ciudad amurallada y su nombre se debe a la barra de hierro (ferro, en catalán) con que se medía si cabían los carros que pretendían ingresar a la ciudad. Cerquita de allí, en la calle Petritxol se encuentra Santa María del Pi, una bella iglesia gótica dedicada a la Virgen María. A la vuelta de esta iglesia, en la plaza de Sant Josep, suele haber pintores y artistas callejeros durante los fines de semana. Y debo agregar que tuve suerte, mientras disfrutaba de mi caminata por el barrio gótico, un violinista maravilloso comenzó a hacer sonar los acordes de Adiós Nonino, un bello tanto, que… estando lejos de casa, es un vagón de nostalgia que se te viene encima. Y obviamente, por allí y en las callecitas de los alrededores está repleto de café con balconcitos o pequeñas terrazas desde donde mirar la vida cotidiana pasar.

P1170405

Interior de la Catedral de Barcelona

Interior de la Catedral de Barcelona

Torres de la Catedral de Barcelona

Torres de la Catedral de Barcelona

Vista desde las torres de la Catedral

Vista desde las torres de la Catedral

Otro punto que merece una visita en un paseo por el barrio gótico es la Plaça Nova, donde se ubica la Catedral de Barcelona, una de las iglesias más bellas de la ciudad. Se suele entrar por la parte más antigua del templo y su interior es bellísimo. La primer estructura de la catedral fue construida en los comienzos del siglo XIII. En el interior del templo se destaca sin duda el claustro del siglo XV y su estructura arquitectónica gótica. En el claustro se puede ver las trece ocas que recuerdan la edad y martirios que sufrió Santa Eulàlia, a quien está dedicado el templo.

Además de La Catedral, en la la Plaça Nova hay dos edificios que merecen un vistazo: la Pia Almoina del siglo XV, institución que ofrecía comida y ayuda a los pobres, hoy alberga el Museo Diocesano y el Palacio Episcopal cuya fachada es moderna (neoclásica) pero que todavía conserva una galería del siglo XIII en el primer piso. Cerca de allí, persisten las ruinas de una de las puertas de entrada y de la antigua  muralla romana del siglo IV, y la reconstrucción de un arco de uno de los dos acueductos que había en la ciudad.

Otra calle importante para recorrer en el barrio gótico es la Calle del Bisbe, allí se ubica el Palacio de La Generalitat, que conserva en este tramo su fachada original gótica, del siglo XV. En su fachada las gárgolas poseen tallados libros que cuentan leyendas. Es una belleza del arte gótico este palacio.  Ahora bien, caminando por la calle Bisbe se llega a uno de los rincones más bonitos de toda la ciudad: la plaça de Sant Felip Neri. Se trata de una pequeña plaza con una fuente en el centro y rodeada por la Iglesia barroca dedicada al jesuita San Felipe Neri. Junto a la iglesia se encuentra lo que antiguamente fue la casa del gremio de zapateros, hoy Museu del Calçat (del Calzado), un edificio trasladado en 1943 piedra a piedra desde su ubicación original, cerca de la Catedral.

Gárgolas en el barrio Gótico

Gárgolas en el barrio Gótico

Barrio Gótico de Barcelona

Barrio Gótico de Barcelona

Barrio Gótico de Barcelona

Barrio Gótico de Barcelona

Gárgola en el Barrio Gótico de Barcelona

Gárgola en el Barrio Gótico de Barcelona

Una residencia muy bonita para visitar en el barrio gótico es La Casa de L’Ardiaca, antigua residencia noble del siglo XV.  Su patio interior es uno de los rincones más bonitos y en el fondo todavía persisten restos de la muralla romana del siglo I a.C. Como bonus track, si uno sube al primer piso de este caserón, se tiene una vista genial de las gárgolas de la Catedral. Detrás de la casa, por la calle Paradís, se mantienen erguidas las cuatro impresionantes columnas y el basamento de lo que fue el Templo de Augusto en época romana. Con sus capiteles de estilo corintio y su inmensidad, son realmente impresionantes.

Otra visita ineludible en el barrio gótico es la Plaça del Rei, uno de los lugares más bonitos del barrio. Esta plaza conserva bajo sus pies los restos de lo que fue la ciudad romana de Barcino, que puedes ver el el Museu d’Història de la Ciutat; e impresionantes vestigios de la ciudad medieval en la parte superior.  Fue el centro del poder real en la Barcelona medieval por ello aquí se ubica el Palau Reial Major, o Palacio Real, de él destaca el Saló del Tinell, lo que fue la Sala del Trono. A la derecha del palacio,  la capilla real de Santa Àgata, construida en el siglo XIV por el rey Jaume II, sobre la antigua muralla romana. En el lado izquierdo del palacio, casi anexo a él: el Mirador del Rei Martí, una torre-mirador del siglo XVI desde la que los reyes podían ver el mar y sus dominios. A su lado el Palau del Lloctinent, palacio del siglo XVI debía ser la sede del virrey, y fue finalmente sede de la Inquisición, entre otras funciones.

P1170443

Barrio Gótico de Barcelona

Barrio Gótico de Barcelona

Campanario en el Barrio Gótico de Barcelona

Campanario en el Barrio Gótico de Barcelona

Finalmente el paseo por el barrio gótico concluyó en la Plaza de Sant Jaume. Allí se ubica hoy la sede del Ayuntamiento de Barcelona y del gobierno de la Generalitat de Catalunya.  Fue el Fòrum o centro público y político en época romana,  y por supuesto, en época medieval.  El Palacio de La Generalitat fue construido en estilo gótico, aunque la fachada principal que da a la plaza es de época renacentista, y fue proyectada por el maestro catalán Pere Blai.

Después de caminar bastante por el barrio gótico, volví para la zona de Las Ramblas para dar un paseo por el Mercado de la Boquería  y luego fui a visitar algunas de las edificaciones hechas por Gaudí. Es más, el resto de mi estadía en Barcelona lo dediqué a recorrer la obra de Gaudí. Pasé por la puerta de la casa Batló primero, con la leyenda de San Jorge y el dragón y de ahí fui a la Pedrera, una de las creaciones más originales de Gaudí, con mobiliario modernista y un techo subrealista con chimeneas muy biazarras. Por motivos presupuestarios, no entré a ellas (con entradas promedio de 10 euros, son prohibitivas como un paseo que dura aproximadamente una hora cada visita).  Tomé el metro al Parque Guell, otro proyecto –también inconcluso- del Gran Gaudí.

P1170492P1170499P1170501P1170506

El Parque Guell

Situado en la ciudad de Barcelona, ​​el Park Güell es uno de los iconos más bonitos de la ciudad. Es una obra de Antoni Gaudí situada en la parte alta de Barcelona, ​​desde donde podrás tener unas vistas maravillosas de la ciudad. Es cierto que Barcelona desborda de turistas y que encontrar un lugar tranquilo a veces cuesta, yo tuve la fortuna de encontrarlo en este parque. Inmenso y bello, y como si eso fuera poco, lleno de arte.

En 1900, cuando se inició la construcción del Park Güell, Barcelona era una metrópolis moderna y cosmopolita que basaba su economía en la potencia de su industria y que superaba el medio millón de habitantes. Ya hacía casi medio siglo que se habían derribado sus murallas y la ciudad nueva, había crecido de un modo espectacular. El Park Güell se formó con la unión de dos fincas, Can Muntaner de Dalt y Can Coll i Pujol, en la llamada Montaña Pelada (hoy día Colina del Carmel), adquiridas por el conde Güell el año 1899. Se trataba de un terreno formado por estratos de pizarra y piedra calcárea.

P1170514

Vista desde el Parque Guell

Vista desde el Parque Guell

Gaudí lo concibió a este parque con un sentido religioso ya que aprovechó el desnivel de 60 metros que tiene la montaña para proyectar un camino de elevación espiritual, situando en su cima una capilla, que finalmente no se construyó, en el lugar que actualmente ocupa el monumento al Calvario (o Colina de las Tres Cruces).

Algo interesante es que Gaudí se encargó de todo lo relacionado con el diseño del parque, no solo de la parte arquitectónica sino también eligió por ejemplo que tipo de vegetación tenía ubicarse en cada uno de sus jardines. El resultado es una verdadera obra de arte, distinta a cualquier otra y sobre todo, distinto a cualquier otro parque. Uno de los lugares más bonitos es la denominada “Plaza de la Naturaleza”, con una superficie blanca y uniforme, pero no llana, ya que se une entre cada columna de la sala hipostálica. No hay ninguna columna con ángulo recto respecto del suelo, es más ninguna tiene la misma inclinación. Pero no sólo sirven de apoyo por la plaza, también sirven como desagües, toda el agua de la lluvia que se acumula en la plaza, se filtra, atraviesa las columnas y va a para en una cámara que sirve de depósito que hay a bajo la sala. Encima de la sala hay una plaza de arena, delimitada por bancos con el estilo típico de Gaudí, con forma de serpiente. Desde acá se tienen unas vistas de la ciudad de Barcelona maravillosas.

Plaza en el Parq Guell

Plaza en el Parq Guell

Plaza en el Parq Guell

Plaza en el Parq Guell

Escalinatas del Parq Guell

Escalinatas del Parq Guell

P1170536

 Mi caminata por el parque culminó en el metro para ir al Montjuic, un cerro de las afueras del centro de la ciudad desde donde hay unas vistas panorámicas no solo de la ciudad sino también del Mar Mediterráneo y del puerto.

El cerro Montjuic

El Cerro Monjuic incluye diversos tipos de atracciones, algunas antiguas y otras más modernas. Dos construcciones históricas han sido testigo del crecimiento de la zona, como son el Faro de Montjuïc y el Castell (castillo) de Montjuïc.

El Faro es una clásica construcción de principio de siglo, que hoy se encuentra completamente remodelado y que tiene una espectacular vista del Puerto de Barcelona y recorta con su luz la ladera de la montaña desde la caída del sol. Por otra parte, el Castillo es un recinto militar del siglo XVII que sirvió a varios fines hasta que en el siglo XX se utilizó como prisión hasta 1960.  La cima de Montjuïc resulta un enclave idóneo para la defensa, ya que cuenta con 360º de vistas sobre el terriotorio. Sin embargo, no fue hasta la Guerra de los Segadores del año 1640 cuando la ciudad construyó un recinto militar en el lugar donde había una torre de vigilancia. Esta primera fortaleza pasó a ser propiedad real en el año 1652, convirtiéndose poco después en uno de los principales protagonistas de la Guerra de Sucesión, entre 1705 y 1714.

P1170559

Puerto de Barcelona desde el Monjuic

Puerto de Barcelona desde el Monjuic

Puerto de Barcelona desde el Monjuic

Puerto de Barcelona desde el Monjuic

Ahora bien, la arquitectura del Monjuic tiene también una parte moderna. Con motivo de los Juegos Olímpicos de 1992, la ciudad de Barcelona remodeló zonas del cerro de Montjuic, creando espacios innovadores y futuristas.  La Torre de Comunicaciones de Santiago Calatrava, que se yergue con su estructura de 136mts que rememora la silueta de un atleta y es un gigantesco reloj de sol que proyecta su sombra sobre la Plaza de Europa; el Palau Sant Jordi de Arata Isozaki, que constituye un prodigio de la ingeniería tanto en su estructura como en la manera en que fue alzada su cúpula y que recuerda la caparazón de una tortuga; o la escultura monumental mútiple de Aiko Miyawaki recorriendo el playón exterior del Palacio San Jordi compuesta por 36 cilindros de hormigón y anillas metálicas que brillan de una manera muy exótica según como se ubique el sol sobre el monte, son tres construcciones imperdibles en un paseo por el cerro.

 

Torreones del fuerte del Monjuic

Torreones del fuerte del Monjuic

Barcelona desde el Monjuic

Barcelona desde el Monjuic

 

 

Si quieren seguir leyendo sobre este viaje por Europa pueden visitar las siguientes entradas:

– Para recorrer algo de Alemania… ALEMANIA

– Para conocer Holanda… HOLANDA

-Para seguir viajando por Bélgica…  BELGICA

– Para seguir viajando por Francia… FRANCIA

– Para seguir viajando por España... ESPAÑA

A los que les haya gustado este post, los invito a sumarse con un “Me Gusta” en la página de FACEBOOK o a suscribirse al blog para que les lleguen las novedades en su correo electrónico. Gracias!

 

 

, , , , , , ,

7 Responses to [De viaje por EUROPA] // Barcelona… el barrio gótico, Guadí y el Monjuic.

  1. Angel Cervera Sanz 05/10/2015 at 15:03 #

    Yo nací en Barcelona y vivo en L’Hospitalet de llobregat y cada vez que voy por el barrio gótico descubro detalles nuevos pues no te fijas tanto en algunos sitios al ser nativo del lugar como los visitantes
    y turistas

    • polviajero 05/11/2015 at 17:45 #

      Si!!! tal cual! siempre pasa… yo vivo en Buenos Aires y cuando veo a los turistas en el centro de la ciudad sacarle fotos al obelisco, me cuesta entenderlos… es como que están de viaje todo resulta más interesante! no? Saludooos!

  2. mariana 10/23/2014 at 23:20 #

    Hola!!!! Como estas?? Mi nombre es Mariana. Y en febrero voy a estar recorriendo algunos países de Europa (París, Londres, Amsterdam,Italia y España(Barcelona y Madrid)) quería consultarte si tenés algún itinerario armado. Yo estuve leyendo tus post y ya tengo una idea pero por ejemplo estoy totalmente pérdida en como organizarme en España que ver primero! Por ese mismo caso todavía no tengo alojamiento ahí. Te agradecería muchísimo!:)
    Saludos

    • polviajero 10/27/2014 at 01:23 #

      Buenas, la verdad es que no tengo itinerarios armados… si querés charlemos por chat de facebook y te ayudo a armarlo. Por esos lugares que mencionás anduve y puedo darte algunos tips si querés. Lo fundamental es saber cuánto tiempo tenés para hacer tu recorrido y después depende de qué cosas te gusten (si te gusta la historia, la cultura, la joda o lo que sea..). En fin, hablemos… saludos!!!!!

  3. FRVision Photography 09/28/2014 at 13:00 #

    Hogar dulce hogar!
    Ahora que vivimos fuera, es cuando más la echo de menos.
    Muy buen post y blog.
    Saludos
    Xavi

    • polviajero 09/28/2014 at 23:37 #

      Solo siento envidia por la gente que vive en Barcelona! 😉 envidia de la buena, obvio!!! que linda ciudad!!! para retornar siempre!!!

  4. Juan Pablo 04/21/2014 at 14:53 #

    Cuando quiero desconectar aunque sean unos minutos en el día, leo tu blog y viajo un rato. Aunque conozco el destino, es volver a rememorarlo. Felicitaciones!

Si querés, dejá tu comentario...

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes